España| Carmona pide abordar de forma «especializada» la violencia contra la mujer aplicando el «Convenio de Estambul»

.Se pone de relieve la formación que en materia de igualdad y violencia contra la mujer se imparte a los miembros de la Carrera Judicial, incluso antes del acceso a la misma, a través de inclusión de esta materia en el programa de las oposiciones

FOTOGRAFÍA. MADRID (ESPAÑA), 18.11.2022. La presidente del Observatorio contra la Violencia Doméstica y de Género y vocal del Consejo General del Poder Judicial, María Ángeles Carmona Vergara, este viernes. Lasvocesdelpueblo (Ñ Pueblo

Redacción.- Madrid (España), viernes 18 de noviembre de 2022. La presidente del «Observatorio contra la Violencia Doméstica y de Género» y vocal del Consejo General del Poder Judicial, María Ángeles Carmona Vergara, ha aprovechado en acto de clausura del VIII Congreso para agradecer a todos los colectivos profesionales implicados en la lucha contra la violencia contra la mujer por su esfuerzo y dedicación en la tarea de acabar con esta lacra y de apoyar a las víctimas.

Durante las dos jornadas de debate, que se han desarrollado en el antiguo salón de plenos del Senado, se han abordado cuestiones relativas a la protección de las víctimas frente a todas las formas de violencia contra la mujer, la coordinación entre las instituciones y la confianza de las mujeres en las administraciones. En concreto, los siguientes temas:

Cuestión de Estado. El Observatorio es un referente para el consenso, la reflexión y la adopción unánime de acuerdos de todas las instituciones en él representadas, procedentes de los tres Poderes del Estado (Ejecutivo, Legislativo y Judicial), junto con la sociedad civil. La lucha contra la violencia contra la mujer y la consecución de la igualdad real entre hombres y mujeres es una cuestión de Estado.

España es pionera en el análisis, estudio, sensibilización y puesta en marcha de políticas públicas en todos los niveles, destacando la sólida formación, profesionalidad e implicación de todos los actores implicados.

La violencia contra la mujer tiene muchos prismas y requiere de un abordaje multidisciplinar y de una estrecha colaboración y coordinación para dotar al sistema de una mayor eficacia y dar a las víctimas la respuesta que merecen.

La víctima en el centro

La víctima constituye el centro de todas las actuaciones, dirigidas a evitar su revictimización, acompañarla en todo el proceso y ofrecerle atención especializada a todos los niveles, especialmente a las más vulnerables (como las mujeres con discapacidad), tanto en el ámbito psicológico como en el social y en el económico.

La protección de la víctima debe tener un enfoque integral y abarcar no solo la violencia contra la mujer propiamente dicha sino, de conformidad con el Convenio de Estambul, todo tipo de violencia que afecte a las mujeres. Hay nuevas formas de violencia, como la violencia sexual por sumisión química, la violencia económica, la vicaria o la ciberviolencia, que requieren de una respuesta especializada.

Coordinación institucional

Con carácter preventivo, mediante la formación interdisciplinar. Todos los profesionales que intervienen en los casos de violencia contra la mujer están perfectamente formados, sensibilizados e implicados.

Se pone de relieve la formación que en materia de igualdad y violencia contra la mujer se imparte a los miembros de la Carrera Judicial, incluso antes del acceso a la misma, a través de inclusión de esta materia en el programa de las oposiciones.

Además, la formación se extiende a todos los operadores tanto jurídicos como sociales que están implicados en la lucha contra la violencia contra la mujer. Se imparte de forma coordinada para dar una imagen global y que todos los actores implicados conozcan los enfoques, medios y funcionamiento del resto.

Coordinación también durante el proceso

Se pone de relieve el esfuerzo institucional para poner a disposición de todos los operadores jurídicos de los medios de los que se disponen, en especial la interconexión de los sistemas de información tales como SIRAJ del Ministerio de Justicia (registro central para la protección de las víctimas); VioGén (base de datos del Ministerio del Interior de todas las víctimas de violencia contra la mujer); análisis y estudio compartido de datos, como se hace desde el Observatorio, para conocer mejor a agresores y víctimas, así como los indicadores que permiten adelantarnos a una posible agresión.

Las conclusiones del VIII Congreso serán redactadas y sometidas a la aprobación del pleno del «Observatorio contra la Violencia Doméstica y de Género» en próximas fechas.

Deja un comentario

Noticias relevantes

Videos Hot