La votación del Comité Federal del PSOE sobre la abstención al PP se prevé las 14:00 horas

Lasvocesdelpueblo
Madrid, domingo 23.10.2016 Comité Federal del PSOE. La presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, junto al presidente del Gobierno de Aragón, Javier Lambán, antes de que comience la reunión. Efe.

Agencias – La votación del Comité Federal del PSOE sobre si se facilita la investidura de Mariano Rajoy con una abstención o si se mantiene el “no” se prevé que comience sobre las 14.00 horas, han informado fuentes socialistas. La previsión es que la presidenta andaluza, Susana Díaz, cierre las intervenciones de los delegados y a continuación, se proceda a votar. Madrid (España), domingo 23 de octubre de 2016. Fotografía: Madrid, domingo 23.10.2016 Comité Federal del PSOE. La presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, junto al presidente del Gobierno de Aragón, Javier Lambán, antes de que comience la reunión. Efe.

El PSOE votará dos resoluciones enfrentadas: una a favor de la abstención y otra que defiende el ‘no’

El decisivo Comité Federal del PSOE debate a esta hora dos propuestas de resolución: una que aboga por votar ‘no’ en la primera votación de la investidura de Mariano Rajoy y abstención en la segunda, presentada por la eurodiputada Elena Valenciano; y otra que defiende el ‘no’ definitivo al Gobierno del PP, presentada por el diputado vasco Txarli Prieto.

Con 45 minutos de retraso ha arrancado este domingo el comité socialista, máximo órgano entre congresos, que decidirá la posición final del PSOE en el próximo debate de investidura. La previsión es que en torno a las 14:00 comience la votación, lo que ha provocado el malestar de los ‘sanchistas’ dado que se han solicitado 54 peticiones de palabra y no daría tiempo a todas las intervenciones.

Un total de 226 delegados tienen en sus manos, y con su voto, una decisión trascendental para el país y para el PSOE, sumido desde el pasado 1 de octubre en una profunda crisis por la división existente entre los que han defendido la abstención, aún sin citarla, y los que prefieren ir a elecciones el próximo 18 de diciembre.

Aunque el tono de las intervenciones está siendo duro, sobre todo por parte de los defensores del voto en contra a Rajoy, el comité, presidido por el eurodiputado José Blanco, se está desarrollando en un tono menos bronco que el anterior que finalizó con la dimisión de Pedro Sánchez.

La gestora del partido ha hecho un llamamiento para que todo el Grupo Parlamentario socialista acate lo que la mayoría decida y respete la disciplina de voto. No ha querido plantear otra fórmula diferente a que sea el grupo en bloque el que se abstenga, en caso de que sea la opción ganadora, aunque algunas voces abogan por que sólo once diputados permitan con su voto gobernar al PP.

A su entrada al Comité Federal, los líderes de las delegaciones territoriales afines a Pedro Sánchez y defensoras del ‘no’ a Rajoy, como el PSC, el PSE, el PSOE de Madrid y de Baleares no han dejado claro que vayan a acatar la decisión del comité, si ésta es la abstención.

El ex secretario general del PSOE Pedro Sánchez no ha acudido a este comité, al que podía asistir por en su condición de exlíder, por la que tiene voz pero no voto.

“Responsabilidad”, en defensa de la abstención

“Responsabilidad” es una de las palabras más repetidas en la resolución que defiende abstenerse, defendida por Valenciano, cercana a la gestora y miembro del sector crítico con el anterior secretario general.

Se habla en el texto presentado de “excepcional situación institucional” y de necesidad de “desbloquear el escenario”, tras reconocer que el PSOE obtuvo en las elecciones los “peores resultados de su historia reciente” y que no fue posible “un gobierno transversal”- el que defendía Sánchez junto con Podemos y Ciudadanos-.

Añade la resolución que no es “fácil” tomar la decisión de abstenerse y plantea tres motivos por los que sería muy negativo ir a las terceras elecciones: serían “gravemente dañinas” para la salud de la democracia, “perjudiciales” para el “interés de España” y tendrían “efectos negativos” para el PSOE.

El texto incluye media docena de “objetivos inaplazables” que el PSOE se compromete a “defender ante el Gobierno y el conjunto de las fuerzas políticas”, como la derogación de la reforma laboral y de la “ley mordaza”, la convocatoria del Pacto de Toledo, la apertura de un diálogo en el Congreso sobre el modelo territorial, la lucha contra la corrupción y un gran pacto de estado contra la Violencia de Género.

Valenciano, en su defensa de esta resolución, ha querido dejar claro que el PSOE realizará “desde el primer día” una oposición “tan firme como constructiva”.

Contrarios a la abstención: “No evita el riesgo de elecciones en poco tiempo”

Por el contrario, los partidarios de mantener el ‘no’ a Mariano Rajoy, que aprobó el Comité Federal en julio, han advertido de que la abstención solo retrasaría unos meses la repetición de las elecciones a no ser que el PSOE se comprometiera a dar estabilidad del PP.

Por parte de los “sanchistas”, el vicepresidente segundo de la Mesa del Parlamento Vasco y exlíder del PSE de Álava, Txarli Prieto, ha presentado un texto alternativo al de Valenciano que argumenta que, a pesar de la pérdida de escaños, el PSOE ha demostrado “estar en condiciones de liderar la oposición” y que la abstención no evita el riesgo de que Rajoy pueda convocar nuevos comicios en poco tiempo.

El texto de los valedores del ‘no es no’ advierte de que “o bien el PSOE se compromete a dar estabilidad al Gobierno de la derecha o lo más seguro es que en primavera nos encontrásemos ante una nueva cita electoral que algunos tratan de evitar ahora”.

Y en este sentido, Prieto ha dicho en el comité que el PSOE no se puede comprometer a apoyar los presupuestos ni una sucesión de leyes y decretos “incompatibles” con los principios socialistas. Creen así que la disyuntiva entre abstención o pérdida de escaños es “falsa” porque tarde o temprano el PSOE tendrá que enfrentarse a unos nuevos comicios y debe hacerlo con fidelidad a sus postulados y con un proyecto “progresista, de izquierdas, claro y reconocible” por la ciudadanía.

Cada ‘bando’ se reafirma en sus convicciones

Duro debate el que se está viviendo en Ferraz con posiciones muy encontradas entre los partidarios y detractores de la abstención.

El primer secretario del PSC, Miquel Iceta, ha apostado por el ‘no’ a los ‘populares’ y durante su intervención en el cónclave socialista ha pedido que se respete la posición del PSC si es distinta a la que adopte la mayoría, instando al PSOE que “entienda” lo que supondría en Cataluña para el PSC que dieran el gobierno a Rajoy “dada la encrucijada política catalana”.

Los socialistas catalanes han sido, hasta ahora, los que más firmemente han defendido no respetar la disciplina de voto y así lo han mantenido en el comité. En un tono conciliador, Iceta ha apelado a su partido “hermano” a que comprenda su posición y ha pedido seguir trabajando unidos.

La presidenta de Baleares, Francina Armengol, ha sido muy dura en su defensa del voto en contra, advirtiendo a sus compañeros de que será una “vergüenza” si el grupo socialista se abstiene en la investidura. En la misma línea ha intervenido la líder del PSE, Idioa Mendia, quien ha dicho que si el PSOE se abstiene supondrá un “divorcio” con los militantes “difícil de recuperar” y un “funeral” para el partido. “Salvemos primero al PSOE y luego cambiémos España”, ha aseverado.

La facción del no ha estado también secundada por delegados que han intervenido como Josep Borrell, Óscar López, Patxi López, José Luis Ábalos, Juan Fernando López Aguilar y José Antonio Pérez Tapias.

La mayoría de ‘barones’ guarda silencio en el comité

Por su parte, el presidente de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, de los pocos del sector abstencionista que se ha atrevido a defender clara y públicamente esta postura- lo hizo cuatro días después de las elecciones del 26 de junio- ha intervenido para señalar que no se puede seguir perdiendo el tiempo sin gobierno y ha definido la abstención que él defiende como “no ideológica”.

Posteriormente, en una conversación con la prensa, ha señalado que “no hay ninguna razón” para que no haya unidad de voto en la investidura.

Los presidentes de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, de la Comunidad Valenciana, Ximo Puig, y de Aragón, Javier Lambán, que en sus comunidades gobiernan con el apoyo de Podemos, han renunciado a intervenir en el Comité Federal del PSOE. Tampoco intervendrá el presidente de la gestora, Javier Fernández, para mantener la neutralidad.

Susana Díaz, que sigue sin pronunciar la palabra abstención, sí está en la lista de los 54 delegados que han pedido hablar, por lo que podría hacerlo antes de la votación, han apuntado fuentes del PSOE andaluz a Efe.

Han postulado la abstención en este comité voces como las de José María Barreda, Soraya Rodríguez, Eduardo Madina, Cipriá Ciscar, Ramón Jáuregui, Carmela Silva y Abel Caballero, entre otros.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

Noticias relevantes

Videos Hot

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies