Los Mozos catalanes piden “ayuda” para ejercer la acusación contra el mozo separatista Donaire

Lasvocesdelpueblo
FOTOGRAFÍA. CATALUÑA (ESPAÑA), SIN FECHA. En la imagen, el agente de Policía de la Generalidad Mozos de Escuadra y portavoz de la asociación de mozos separatistas «Mozos por la Independencia», «Mossos per la República» y «Mossos per la Democràcia», Albert Donaire Malagelada, en una imagen de su foto de perfil en las redes sociales Twitter. Lasvocesdelpueblo.

Redacción – Los mozos catalanes: “Hemos emprendido una campaña para ejercer la acusación popular por delitos de odio contra Albert Donaire en la Audiencia Nacional, representa jurídicamente” a la asociación policial catalana “Unión de Mozos por la Constitución (UMC) el bufete «Albacar&Clusa», si conseguimos los fondos conseguiremos que dicho elemento no quede impune, te ruego que contribuyas a su difusión para conseguir el objetivo. Gracias”. “Haz tus aportaciones al siguiente número de cuenta bancaria del banco ING Direct: ES08 1465 0150 5817 3570 4102“, apuntan fuentes de la UMC en una campaña lanzada este viernes. Barcelona (España), viernes 03 de julio de 2020.

“Campaña de recaudación de fondos para ejercer de acusación Popular contra Alberto Donaire Malagelada por delito de odio”. Así titulan los Mozos constitucionalistas su iniciativa después de que todas las quejas internas no hayan hecho a la dirección de los Mozos tomar carta en el asunto.

La asociación Unión de Mozos por la Constitución (UMC), explica que: “ante las reiteradas y contumaces campañas instigadas y lideradas por el funcionario de policía autonómica Mozos de Escuadra de la Generalidad de Cataluña en activo, Alberto Donaire Malagelada, miembro de la Ejecutiva de la organización separatista Asamblea Nacional Catalana (ANC) de incitación al odio al objeto de promover e incitar, directa e indirectamente, hostilidad, discriminación, acoso, violencia contra un grupo social, los españoles no independentistas a los cuales señalan como grupo étnico diferenciado y fomentan su señalamiento y por tanto los consideran «enemigos» políticos, fomentando un marco político y social de enfrentamiento civil en Cataluña, radicalizando mediáticamente las posturas, deshumanizando al «otro» como rival, y afectando en esa deshumanización a quienes profesan ideologías, creencias, etnias, o por otros motivos, todos los límites de la ética y de la moralidad”.

Asimismo, “calumniando al Jefe del Estado, al magistrado presidente de la Sala de lo Penal del Tribunal Supremo, Manuel Marchena, al fiscal de Gerona, Víctor Pillado, comparándolo con Hitler y con los «Corleone», llamando «terroristas armados» a miembros del Cuerpo Nacional de Policía, sugiriendo su vinculación con grupos terroristas yihadistas, a los andaluces y extremeños atribuyéndoles estigmatización social parasitaria, según él, «robando recursos de Cataluña para vivir de subsidios» y también calumniando e injuriando a miembros de Mozos de Escuadra que se mantienen leales a la Constitución española y actúan acatando el ordenamiento jurídico vigente, así como a la Guardia Civil, como garante de derechos y libertades por atribuir a los guardias civiles «abusos policiales», que están «inventando sus atestados» o que «cobran por dar palizas»”.

“No podemos quedar impasibles ni mirar hacia otro lado”, explican los Mozos catalanes.

En concreto ha contado con la complicidad y permisividad de ese remedo de policía política del totalitarismo nacionalista catalán, denominada División de Asuntos Internos “Divisió de Afers intterns” (DAI), una unidad evolucionada hacia una Policía Secreta, integrada por agentes de la policía autonómica catalana de probada adscripción nacionalista/independentista, que se sustrae del organigrama policial y depende directamente de un cargo político, del Conseller Miquel Buch Noya a través del Director General de la policía autonómica, Pere Ferrer cometiendo de manera continuada, abierta y deliberada una prevaricación por omisión al no aplicar el código disciplinario en la multitud de infracciones disciplinarias y patadas al código deontológico que realizar el referido Alberto Donaire, los Mozos disponen de normativa propia, la Ley 10/1994 de 11 de julio cuyo capitulo IV regula el régimen disciplinario con toda la modalidad de faltas y sanciones, pues bien, jamás le han abierto un expediente disciplinario que acabara en sanción a este Mosso rebelde a su juramento a la Constitución (que incumple con reiteración el artículo 5 del Decreto referido donde se menciona como infracción el incumplimiento del deber de fidelidad a la Constitución o al Estatuto en el ejercicio de sus funciones) y que apoyado en un nacionalismo étnico intransigente y que instiga a la violencia, afirma “que Cataluña lleva mil años de ventaja como civilización a España”.

“La referida DAI”, añaden los mozos catalanes, “no solo ha encubierto y de algún modo ha sido cómplice de dicho Mosso rebelde sino que ha practicado y practica la represión del «disidente constitucionalista», incoando y sancionando disciplinariamente a agentes constitucionalistas, practicando investigaciones, seguimientos y labores de inteligencia contra personal policial (tanto de los Mozos como de otros cuerpos) y no policial, o bien filtrando información y alentando con su pasividad) a grupos como el del referido Alberto y expedientando a agentes constitucionalistas señalados por estos grupos, permitiendo unas dinámicas de acoso y señalamiento profesional, con sus secuelas en el ámbito psicológico, profesional y civil”, puntualizan 

explican que “todo ello agravado por el hecho de que el referido funcionario de policía, dirige sus discursos no solo a la ciudadanía en general sino en un instituto armado, instigando algún tipo de reacción tanto al empleo de las armas como a la perdida de la lealtad constitucional de dicho instituto, lo que afectaría a su imparcialidad y objetividad y comprometería gravemente las garantías de nuestros derechos y libertades en Cataluña”.

Es por ello, que, sentencian los mozos catalanes, “ante la impunidad de que parece gozar el referido individuo”, la UMC, que es una asociación apolítica e independiente —”porque recuerdo para desnortados, que defender la legalidad constitucional no es una opción política, sino una obligación, sin excusa ni pretexto, de todos los españoles”, dicen desde la UMC— “ha emprendido una campaña al objeto de recaudar fondos para constituirse en acusación popular y defender el interés público, contra la comisión reiterada de los delito de odio cometidos por el referido Mosso Alberto Donaire, sus encubridores y cómplices”, agregan a lasvocesdelpueblo. 

“Compañeros, ciudadanos, por todo ello, depende de vosotros/as, si nos ayudáis redundará en beneficio de todos, caso contrario, que nadie se queje” -piden- “¡Ayúdenos!”, afirman desde la UMC.

“Haz tus aportaciones al siguiente número de cuenta bancaria del banco ING Direct: ES08 1465 0150 5817 3570 41022, han dicho a Lasvocesdelpueblo.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

Noticias relevantes

Videos Hot

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies