Un sargento de los Mozos abandona el Cuerpo: “Me equivoqué” de Policía

Lasvocesdelpueblo
CATALUÑA 8ESPAÑA), AÑO 2017. Un agente antidisturbios de la Policía de la Generalidad-Mozos de Escuadra (PGME), en servicio en Cataluña. Efe

Redacción – “Hola (España), ya entregué la placa, el arma y me he ido de Cataluña una temporada para intentar recurarme. Ojalá, yo no tenga que volver a Cataluña. Pero, a mi edad, lo de los trabajos está jodido”. Asegura este ex profesional de los Mozos de España, Fernando Fenech. El sargento con más de 20 años en los Mozos de Escuadra, se ha dirigido en una carta al Pueblo español, que reproducimos más abajo. El sargento de los Mozos de la Comisaria de Las Cortes (Barcelona) dice en su carta que: “Este relato que os envió es un resumen de resumen de resumen… más de un año sufriendo, enfermando físicamente y a nivel mental…”. Barcelona (España), viernes 10 de agosto de 2018. Fotografía: CATALUÑA 8ESPAÑA), AÑO 2017.  Un agente antidisturbios de la Policía de la Generalidad-Mozos de Escuadra (PGME), en servicio en Cataluña. Efe

Ñ Pueblo ha mantenido conversaciones con fuentes cercanas a esta otra víctima de la cazaría ideológica de la cúpula fascista de los Mozos de Escuadra.

También Ñ Pueblo Lasvocesdelpueblo ha tenido acceso a una conversación privada entre el sargento y uno de sus mejores hombre de confianza, quien pide quedar en el anonimato. En la conversación privada, el sargento de los Mozos estalla en lágrimas entre líneas, según interpretar leyendo sus palabras en el intercambio de correo electrónico. 

“Hola (censurado), os he escrito un correo a (la siguiente dirección)”, el sargento indica así el correo de su carta abierta a la sociedad española, que reproducimos íntegramente más abajo.

Proceda así en lágrimas: Lo he “escrito sin ninguna intención concreto”, asegura el sargento de los Mozos. “Solo que estoy tan asqueado y frustrado que necesitaba compartirlo” -se refiere a la cazaría fascista que sufre en el cuerpo de los Mozos por “sus principios” de lealtad a la Constitución Española de 1978 y al Pueblo español.

Concreta que hantes de decidirse ha denunciar los hecho, empezó por devolver su placa policial y su arma. “Ya entregué la placa, el arma y em he ido de Cataluña una temporada para intentar recurarme. Ojalá, yo no tenga que volver a Cataluña. Pero, a mi edad, lo de los trabajos está jodido”.

Un mozo perseguido por la (DAI) “mis principios” españoles devuelve la placa y abandona Cataluña

El sargento de los Mozos de Escuadra, Fernando Fenech, un agente constitucionalista y miembro de la Junta de la plataforma «Policías Autonómicos por la Pasarela» -una entidad policial que pide al Ministerio de Interior del gobierno de España del presidente Pedro Sánchez como también había estado haciendo desde la etapa del Gobierno anterior del PP del expresidente de Gobierno Mariano Rajoy- ante el desafío racista de la genestapo en Cataluña- ha sido expedientado a “dos meses con suspensión de empleo y sueldo”.

Se ve que la pasada semana de los atentados terroristas yihadistas de Las ramblas de Barcelona, el sargento recibe la orden de vigilar la Sinagoga Judía de la calle Montnegre número 14 de la ciudad de Barcelona.

Días convulsos donde se activan a todos los Mozos de Escuadra de escala básica, pero donde no hay recursos materiales, explican a Ñ Pueblo fuentes cercanas al profesional de los Mozos de Escuadra perseguido.

El español Fernando Fenech, con 20 años en la calle “utiliza un vehículo prácticamente en desuso, un vehículo furgoneta, de tres plazas que lleva meses sin utilizarse”.

La finalidad era utilizar el vehículo para proteger la propia Sinagoga y poder responder a cualquier requerimiento de ciudadanos españoles -vecinos de Cataluña- o por propios compañeros de los Mozos de Escuadra. Además, de poder “utilizar la emisora y comunicar ante la falta de material”, explican las fuentes cercanas al sargento.

Ese día, precisamente, aún no se havia localizado al último terrorista islamista de la masacre de Las ramblas de Barcelona del pasado 17 de agosto de 2017, huido.

A pocas horas del golpe de estado fascista de la genestapo en Cataluña, uno de octubre de 2017 (1-O), el sargento que ya estaba de vacaciones, fue llamado para el no dispositivo de la policía catalana del referéndum ilegal. Un dispositivo de lata traición con el que la cúpula de los Mozos demostró que no están para servir a los vecinos de Cataluña sino a los intereses de la burguesía racista y los bolcheviques corruptos que viven de los resto de la mesa de Convergencia-PDECAT-JxCAT (CUP; Barcelona En Común-Podemos de la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau; y ERC). 

El Sargento “realiza 550 km para estar a las 6:00 horas en el llamado «brifing»” -una reunión de los agentes de policías previa a una operación policial- en la comisaria de los Mozos de escuadra ubicada en el distrito Las Cortes de Barcelona.

Trapero, los Mandos de los Mozos de Escuadra y Gobierno de la Generalidad de Cataluña hicieron un golpe de estado el 1-O en cataluña

Según denuncian fuentes cercanas al sargento de los Mozos de Escuadra, hasta su decisión de devolver la placa policial y el arma, todos los mandos o agentes con poder en el Cuerpo en quienes el ex mayor de los Mozos —procesado por la Audiencia Nacional por sedición—, Josep Lluís Trapero; la Cúpula corrupta de los Mozos; el departamento de Interior de la Generalidad de Cataluña, consejería del preso neonazi -nombrado a pocos meses del golpe del 1-O-, Joaquim Forn; no confiaban, fueron rebajados de categorías en el Cuerpo, todos, únicamente durante el dispositivo tramposo de los Mozos para impedir el golpe del 1-O.

De hecho, a este sargento le rebajaron hasta dos categorías durante la jornada del golpe fascista en Cataluña. “Con mucho retardo, sin premisas ni órdenes claras”, finalmente a este sargento se dirigen sus superiores como “serás mozo comodín, rebajando dos grados su categoría”, denuncian.

Concretan que “al Sargento lo mandan al depósito de detenidos, bajo la comisaria de Las Corts, 12:00 horas, sin ningún tipo de función, dónde ya hay un responsable y el doble de agentes que cualquier otro día”, denuncian las fuentes cercanas a este policía legal que ha abandonado los Mozos de Escuadra.

Ante los hechos, el sargento “no disimuló el trato recibido y mostró verbalmente su disconformidad de lo que no se ha hecho y sobre todo del trato a los agentes, tirados, sin recursos, sin material, abandonados en los colegios con consecuencias muy difíciles para los agentes”, han confesado las fuentes cercanas durante una conversación con Ñ Pueblo.

Trapero pone la diana y la llamada «División de Asuntos Internos» de los Mozos de escuadra (DAI) de los Mozos dispara contra los Mozos que defienden la legalidad

Una vez señalado en el Cuerpo de Policía autonómica Mozos de Escuadra por la cúpula golpista de los Mozos, tus días ya están contados.

Al tribunal interno de los Mozos de Escuadra, cuyo verdadero nombre sería «El gatillo de la genestapo fascista» sin embargo se hace llamar «División de Asuntos Internos» (DAI), no le falta nunca motivos para destruir a cualquier agente de los Mozos de Escuadra que hace una crítica positiva ante una operación policial contra el fascismo hispanófobo en Cataluña, en las llamadas reuniones previas a una operación policial de los Mozos de Escuadra (Brifing). 

“Mes de diciembre de 2017, la (DAI) citó al sargento con el motivo de posible comportamiento irregular, sin saber porque motivo es citado”, denuncian las mismas fuentes.

Primera declaración del mozos española ante el Tribunal de la cazaría ideológica de los Mozos de Escuadra, el sargento fue preguntado por “los días posteriores del atentado y conoce que la misma bajo-inspectora jefa del dispositivo de aquel dia fue la misma que la del 1 de Octubre de 2017”.

En esa primera declaración, continúan denunciando las fuentes consultadas por Ñ Pueblo Lasvocesdelpueblo, el sargento explicó en que “consistió su trabajo aquella mañana que fue enviado a realizar seguridad en la Sinagoga Judía”.

“Desde entonces y hasta aquella fecha, un servicio prioritario de vigilancia de los Mozos”, añaden. El sargento ya conoció el escrito dónde le acusan de “hasta 4 posibles faltas al reglamento” interno de los Mozos de Escuadra.

Explican estas fuentes que pese a estas acusaciones ideológicas de la (DAI), el mozo español “estaba muy tranquilo porque explicaba lo que durante 20 años ha realizado, como Mozos de Escuadra: Caporal y Sargento, recibir las directrices, coger material, vehículo, portátiles y en este caso cubrir la seguridad en una Sinagoga, en alerta 4 y con un terrorista huido”, apuntan.

A punto de cumplirse el tiempo dónde este caso se archivaría, apuraron al último día, precisamente por por la tarde, y se ve que “la (DAI) comunicó al sargento que se le incoaba un expediente por falta grave, sin saber aún que tipo de falta ni cuantas”, han dicho.

(DAI) de los Mozos se niega entregar los audios al acusado Mozo español “en ellas se demostraría que al menos 2 mandos superiores jerárquicos y una sargento (todos separatistas) habrían mentido en su declaración a la DAI” contra el Mozo español

Mese de persecución ideológica: “Enero, Febrero, Marzo, Abril, Mayo, Junio… escritos, recursos, petición de pruebas del sargento, etc.”.

En concreto, en sus recurso ante esta decisión totalitaria del tribunal político claramente separatista que es la (DAI) hoy en día en los Mozos de Escuadra, “el sargento pide unas grabaciones telefónicas, en ellas se demostraría que al menos dos mandos superiores jerárquicos y una sargento habrían mentido en su declaración a la DAI”.

“La respuesta de la (DAI) no es rápida, tarda demasiado… finalmente responden que aquella mañana hubo un virus informático y no la pudieron recuperar…”.

Las fuentes cercanas al mozo español perseguido: “Estas son algunas de las miserias de este cuerpo de los Mozos de Escuadra”

Finalmente llegó el mes de Julio de 2018.

Era el día del ‘Juicio Fiala’. La (DAI) de los Mozos separatistas notificó al español que él “será sancionado por una falta grave, con pérdida de empleo y sueldo, aún sabiendo que a pocas horas tenia que hacer entrega de las credenciales y arma, no cogió la baja para asegurarse su sueldo, siguió trabajando hasta el último momento, cumpliendo con el deber policial, al ciudadano y a sus compañeros”, han dicho estas mismas fuentes a Ñ Pueblo.

“Estas son algunas de las miserias de este cuerpo de los Mozos de Escuadra”, han dicho y confirman que el sargento Fernando Fenech de la Comisaría de los Mozos de Escuadra ubicado en el distrito de Las Cortes (Barcelona) ha “devuelto la placa de los Mozos de Escuadra y ha abandonado Cataluña”, afirman durante una conversación con Ñ Pueblo Lasvocesdelpueblo.

Campaña “Stop Expedientes Mossos Leales” a España (#StopExpedientesMossosLeales)

Amigos y gente cercana a la víctima quieren mostrar su rechazo a esta “cazaría ideológica” de la (DAI), ‘El gatillo de la genestapo fascista’ en Cataluña, contra los trabajadores del cuerpo que no comulguen con el fascismo en Cataluña.

Piden hacer “referencia a Mozos expedientados, en las noticias de la (DAI) o ataques a Mozos leales a España” participando en la campaña sobre “la caza de bruja que están sometidos” los Mozos por España desde la “retirada del Artículo 155 de la Constitución en Cataluña y el cambio de la nueva cúpula independentista de Mozos”. 

Para ello, los amigos y gente cercana al ex sargento de los Mozos de Escuadra han creado una etiqueta para mostrar su apoyo a la víctima: “#StopExpedientesMossosLeales“.

La carta

Barcelona, 09.08.2018. Un Mozo de Escuadra devuelve su placa y su arma y abandona al cuerpo y Cataluña, tras sufrir una brutal persecución ideológica claramente fascista de los mozos separatistas que invadieron a los Mozos de Escuadra.

«Hola!

En primer lugar Gracias por existir.

Este relato que os envió es un resumen de resumen de resumen… más de un año sufriendo, enfermando físicamente y a nivel mental…

Me hice policia por vocación ahora totalmente perdida. Jamás me he dejado llevar por pensamientos que no sean propios de lo que dice la ley, intentando servir lo mejor posible, sin dejarme llevar por temas políticos ni de religión ni nada de nada. De hecho hasta hace muy poco trabajábamos así.

Al final, después de tantos años a pie del cañón, nunca he pisado ni me escondido en una oficina, recibo dos meses de sanción de empleo y sueldo, simplemente por trabajar y por mis principios.

Nada menos que una falta grave, mi delito fue dar seguridad a una sinagoga en Barcelona o al menos ese es el motivo que han encontrado.

Parece que la falta grave es realizar el servicio con una furgoneta prácticamente en desuso y de mi propia Unidad (policial banalizada), cuesta explicarlo porque la gente no me cree.

Cansado, muy cansado, asqueado, decepcionado y muy enfadado, triste, pensando que me equivoqué hace ahora 21 años, sin duda, me equivoqué.

Han ido a por mi con todo y no hay día que no me pregunte por qué.

Mientras asisto a ver cómo a los que saltaron la ley de forma grave ni si quiera han ido a la DAI, alguno hasta le han echo un contrato millonario y algún ni nombrable que no ha pisado la calle se envuelve en los Mozos por la independencia pudiendo insultar y amenazar a quien le de la gana.

En fin, os escribo esto no sé bien por qué, supongo que para sacar un poco todo ese veneno que llevo dentro.

Gracias por estar y por escuchar estas palabras».

Con estas palabras el ex sargento de la Comisaria del distrito de Las Cortes (Ciudad de Barcelona), cierra así su cazaría ideológica que Ñ Pueblo Lasvocesdelpueblo ha tenido acceso, este jueves 09 de agosto de 2018.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

Noticias relevantes

Videos Hot

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies