El Tribunal rechaza el “nuevo informe” de policía de Artur Mas para atacar a la Policía Nacional

Lasvocesdelpueblo

218829-620-282

No hay “elementos nuevos diferentes a los que ya constaban en el procedimiento y que fueron valorados y tenidos en cuenta”.-afirma el juez Pedraz-“La investigación de los hechos no ha resultado perjudicada por la actuación de personas ajenas al procedimiento”, añada el juez en su escrito en rechazo al brutal ataque de la policía política  -según lamentaron los sindicatos de las fuerzas de seguridad del Estado el pasado 14 de mayo 2015 en un comunicado– del presidente catalanista, Artur Mas Gavarró, contra el Cuerpo Nacional de Policía de España. Según ha avanzado la agencia efe este jueves 21 de marzo 2015,  el juez Santiago Pedraz ha rechazado reabrir la denuncia interpuesta por la policía catalana de Artur Mas Gavarró, Mossos de Esquadra, por un supuesto chivatazo de policías nacionales a la célula yihadista desarticulada en Barcelona en abril en la operación Caronte, tal y como le ha pedido mismo la Fiscalía de la Audiencia Nacional. En una providencia, Pedraz ha atendido el criterio de la Fiscalía de mantener el archivo de esta denuncia, acordado el pasado febrero, después de que los Mossos presentaran, tras la desarticulación de la célula yihadista, un informe ampliatorio en el que reclamaban reabrir la investigación de este supuesto chivatazo.

En un informe remitido al juez Pedraz, la fiscal Blanca Rodríguez se ha opuesto a la reapertura de este caso, alegando que no hay “elementos nuevos diferentes a los que ya constaban en el procedimiento y que fueron valorados y tenidos en cuenta” a la hora del archivo. La fiscal destaca además que “la investigación de los hechos no ha resultado perjudicada por la actuación de personas ajenas al procedimiento”, en alusión al presunto chivatazo, “no se ha incrementado el riesgo de ejecución de acciones terroristas, ni se ha producido riesgo alguno para la integridad física del funcionario policial (agente encubierto)”, un mosso d’Esquadra.

En las diligencias ampliatorias presentadas por los Mossos meses después del archivo de la denuncia por revelación de secretos y colaboración con organización terrorista interpuesta en noviembre, aportaron la declaración de un testigo protegido “como elemento nuevo”, cuando, según la fiscal, su testimonio ya figuraba en el procedimiento archivado. “Se trata en todo caso de un testigo de referencia que relata en términos genéricos lo que otras personas le comunicaron, sin precisión de más datos adicionales que deban ser valorados y tenidos en cuenta para proceder a la reapertura de la causa”, insiste.

Añade asimismo que, pese a la supuesta existencia de ese chivatazo, la investigación a la célula continuó y concluyó el 8 de abril “con la detención de diez personas y entradas y registros en los diferentes domicilios, donde se intervinieron numerosos documentos y efectos”. La fiscal aporta también el dato de que antes de que se llevará a cabo la operación Caronte en Barcelona se detuvo en Bulgaria a tres personas de la misma célula el pasado 15 de diciembre que habían iniciado un viaje a Siria y que ya están en prisión por orden de la Audiencia Nacional. Como conclusión, la fiscal reitera que la investigación no se vio perjudicada por la actuación de ninguna persona ajena a la operación Caronte y recuerda que el mosso de esquadra que actuaba como infiltrado en la célula “ha desempeñado hasta el final sus funciones de investigación, que como se ha expuesto han concluido con éxito, evitando la posible comisión de atentados terroristas”.

El pasado jueves, el consejero catalán de Interior, Ramon Espadaler, informó en rueda de prensa de la existencia de “indicios fehacientes” de que dos policías avisaron a la célula yihadista de que estaban siendo investigados por los Mossos d’Esquadra lo que, según dijo, puso en riesgo tanto el operativo como a los agentes que intervenían en el caso. Antes de que Espadaler diera esta rueda de prensa, la denuncia del chivatazo se conoció a través de un medio digital, lo que llevó a la Fiscalía de la Audiencia Nacional a investigar la procedencia de la filtración de ese nuevo informe de los Mossos de la policía de Artur Mas para averiguar “quién y con qué finalidad” se había producido esa filtración.

Por su parte, ese mismo día, el titular de Interior, Jorge Fernández Díaz, dijo en Níger, donde asistió a la cumbre de ministros del Interior del Sahel, que la política antiterrorista “no se puede dejar en manos de los que no tienen el mas mínimo sentido del Estado”. “Prefiero -afirmó Fernández Díaz- no hacer calificaciones de lo que me merece eso, que ya conocía y que no tiene ningún recorrido judicial ni fundamento”.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

Noticias relevantes

Videos Hot

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies