Espionaje al procés| El separatismo investiga si España espió a otras 150 sujetos antiEspaña con Pegasus

.Según fuentes conocedoras de esa investigación, citadas por el digital «El Confidencial», además de las 65 individuos antiespañoles iniciales, se sospecha que el espionaje pudo alcanzar a 150 sujetos más, entre los que habría «cooperadores y asesores políticos, periodistas de distintos medios o miembros de la sociedad civil vinculados» a las entidades separatistas e hispanófobas «Òmnium Cultural, la Asamblea Nacional Catalana (ANC)» o las bandas del terrorismo callejero del procés, «Comités de Defensa de la República (CDR)», o sujetos colaboradores del separatismo en su odio contra el pueblo español «de otras comunidades fuera de Cataluña», como en las Vascongadas, Navarra, Islas Baleares y Comunidad Valenciana, donde el separatismo ya se ha implantado

FOTOGRAFÍA. BARCELONA (ESPAÑA), 20.09.2017. Aspecto de uno de los coches de la Guardia Civil que realizaban un registro con motivo del 1-O en la sede de la consejería de Economía del Gobierno de la Generalidad de Cataluña. Efe.

Lasvocesdelpueblo y Agencias. El separatismo amarillo investiga, a través de la organización Citizen Labs —una plataforma de participación ciudadana diseñada para los gobiernos y organizaciones. Obtén los aportes de la comunidad necesarios para tomar decisiones informadas. La plataforma de participación comunitaria de Citizen Lab facilita a los gobiernos la participación de sus residentes, la gestión de sus aportes y la toma de decisiones informadas, todo en un solo lugar—, si el supuesto espionaje político alcanzó al menos a otras 150 sujetos antiespañoles más que participaron directamente o indirectamente en los golpes de estado separatistas del 20-S, 1-O, 10-O, y 27-O en Cataluña y cuyos teléfonos móviles «podrían haber sido infectados también por el sistema de ciberespionaje Pegasus» de la empresa israelí que solo trabaja con los Gobiernos.

Después de hacerse público hace dos semanas que los móviles de 65 golpistas del Procés fueron infectados con Pegasus, entre ellos el actual presidente de la Generalidad de Cataluña y entonces una de las manos derecha del indultado golpista preso Oriol Junqueras Vies (ERC), Pere Aragonès García, la plataforma Citizen Lab, vinculada a la Universidad de Toronto, ha iniciado una segunda fase de su estudio en cooperación con los afectados.

Según fuentes conocedoras de esa investigación, citadas por el digital «El Confidencial», además de las 65 individuos antiespañoles iniciales, se sospecha que el espionaje pudo alcanzar a 150 sujetos más, entre los que habría «cooperadores y asesores políticos, periodistas de distintos medios o miembros de la sociedad civil vinculados» a las entidades separatistas e hispanófobas «Òmnium Cultural, la Asamblea Nacional Catalana (ANC)» o las bandas del terrorismo callejero del procés, «Comités de Defensa de la República (CDR)», o sujetos colaboradores del separatismo en su odio contra el pueblo español «de otras comunidades fuera de Cataluña», como en las Vascongadas, Navarra, Islas Baleares y Comunidad Valenciana, donde el separatismo ya se ha implantado.

La infección, según dichas fuentes, pudo actuar como una «onda expansiva»: desde los teléfonos principales ya detectados, el sistema Pegasus pudo tener acceso a otros números de teléfono guardados en las agendas, que habrían sido infectados a su vez.

Para ese contagio -el laboratorio de Citizen Lab habría localizado hasta 200 mensajes SMS con esa finalidad- se usaron mensajes de texto que aparentaban ser noticias, actualizaciones de Twitter, notificaciones de la Seguridad Social, avisos gubernamentales sobre el covid, o envíos de paquetes y tarjetas de embarque.

Deja un comentario

Noticias relevantes

Videos Hot