El Gobierno aplaza al menos cinco años la ampliación de El Prat

.Patronales, sindicatos y demás agentes económicos han lamentado la suspensión del proyecto y han emplazado a los dos gobiernos a retomar el diálogo para hacer posible la inversión de 1.700 millones en El Prat y convertirlo en un ‘hub’ de vuelos intercontinentales.

FOTOGRAFÍA. MADRID (ESPAÑA), AGOSTO DE 2021. El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en el Palacio de la Moncloa. Efe

Efe.- Barcelona (España), jueves 9 de septiembre de 2021. El Gobierno aparcará al menos cinco años el plan para ampliar el Aeropuerto de Barcelona-El Prat, un proyecto que ha frenado por la falta de apoyo del Govern catalán, que ve este anuncio como un “chantaje” y una “maniobra de presión”, pese a que deja la puerta abierta a un nuevo acuerdo para desencallar la inversión.

Patronales, sindicatos y demás agentes económicos han lamentado la suspensión del proyecto y han emplazado a los dos gobiernos a retomar el diálogo para hacer posible la inversión de 1.700 millones en El Prat y convertirlo en un ‘hub’ de vuelos intercontinentales.

Por contra, entidades agrarias y ecologistas han celebrado la supresión del proyecto, como también algunos alcaldes, entre ellos los de Barcelona y El Prat, así como la vicepresidenta y ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, quien durante una visita a la laguna de La Ricarda, que se hubiera visto afectada por las obras, ha dicho que el plan previsto era “invasivo y depredador” y reproducía “viejos modelos económicos”.

“Invitaría a los cargos públicos a que vengan porque seguro que si tocan el espacio es probable que cambien de opinión respecto a la actuación que se pretende hacer”, ha dicho la dirigente de Podemos.

La cuestión es que el proyecto de ampliación de El Prat quedará suspendido por lo menos cinco años, según ha anunciado este jueves la ministra de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, Raquel Sánchez, quien ha asegurado que en esta legislatura “no hay margen” para retomar la inversión.

Sánchez ha afirmado que, a pocas semanas de que el acuerdo para la ampliación llegara al Consejo de Ministros, “no se dan las condiciones” para tirar adelante un proyecto “que requiere el consenso nítido y firme de la Generalitat”.

“No se podrá volver a incluir hasta el próximo Documento de Regulación Aeroportuaria (DORA), a partir de 2026”, ha apuntado la exalcaldesa de Gavà en sendas entrevistas a la Ser y Rac1.

En este sentido se ha pronunciado también, en declaraciones a Catalunya Ràdio, el presidente de Aena (MC:AENA), Maurici Lucena: “De aquí a cinco años, si las circunstancias en Cataluña han cambiado y hay un sustrato político que ve más adecuada esta inversión, volveremos a hablar de ello”.

Lucena ha criticado que el Govern no tenga una posición “madura ni homogénea” sobre este tema, y ha defendido la transparencia con que han actuado el Gobierno y Aena.

Para el presidente de la Generalitat, Pere Aragonès, el anuncio del Gobierno de paralizar la inversión en El Prat es “un chantaje” y “una maniobra de presión” para que el Govern “acepte acríticamente” el proyecto de Aena, que afecta a la laguna de La Ricarda.

En una comparecencia desde el Palau de la Generalitat, Aragonès ha apuntado, no obstante, que el Govern no quiere renunciar a la inversión de 1.700 millones de euros en el aeropuerto, pero “bien hecha, con consenso, y buscando alternativas”.

Según el presidente catalán, el Gobierno “nunca ha tenido voluntad de invertir en Cataluña ni en el aeropuerto”, sino que quiere “imponer un modelo de desarrollismo propio de otra época”.

En su opinión, la ampliación de la infraestructura “se tiene que trabajar bien” y no “en quince días”, como ha hecho, según Aragonès, el Gobierno.

El Ejecutivo, en boca de su portavoz, Isabel Rodríguez, ha negado hoy que haya chantajeado al Govern y ha apuntado que tal vez éste “no sea capaz de explicar cómo ha dejado escapar para su tierra una inversión de 1.700 millones de euros”.

En medio de este cruce de acusaciones, el vicepresidente catalán, Jordi Puigneró (JxCat), ha apelado a “la responsabilidad” del Gobierno para reconducir el proyecto, a la vez que ha admitido su “enojo” con la postura de ERC.

“Yo estoy abierto a hablar del acuerdo”, ha señalado en declaraciones a Rac1, pese a que la ministra Raquel Sánchez ha dejado claro que ya no hay margen para recuperar la inversión hasta después de 2025, una vez terminada esta legislatura.

Los agentes económicos catalanes han mostrado su “indignación y perplejidad” ante este inesperado anuncio y han emplazado a Gobierno y Generalitat a retomar los contactos para hacer posible la inversión.

El presidente de Foment del Treball, Josep Sánchez Llibre, ha cargado especialmente contra el Govern, al que ha pedido una rápida rectificación, y ha dicho que la patronal hará lo que esté en sus manos para propiciar que se retome el diálogo.

“Que el Gobierno y Govern abran un diálogo en profundidad que permita volver a aprobar la inversión del aeropuerto”, ha reclamado Sánchez Llibre, que ha dicho que los empresarios no se quedarán “parados ante lo que puede ser la ruina de la economía catalana”.

La patronal de las pymes catalanas, Pimec, ha calificado de “esperpéntica” la situación y ha exigido a los dos gobiernos que se sienten a negociar, convencida de que hay soluciones que garantizan el respeto medioambiental.

Hoteleros y comerciantes también han puesto el grito en el cielo ante la suspensión del proyecto y han reclamado que se retome para no perjudicar el futuro social, laboral y económico de Cataluña.

Deja un comentario

Noticias relevantes

Videos Hot