Emoción en el Valle del los Caídos por el inicio de los trabajos de exhumación

Lasvocesdelpueblo
San Lorenzo de El Escorial (MADRID) ESPAÑA, 23.04.2018. Héctor y Rosal Gil Rodríguez, nietos de Pedro Gil Calonge, caído en el bando franquista durante la Guerra Civil, posan hoy en la entrada del Valle de los Caídos. Efe.

Efe – Una resolución de Patrimonio recoge las exhumaciones de Pedro Gil Calonge, de Castejón del Campo (Soria), de profesión agricultor, que fue reclutado en Soria por el bando nacional y destinado a Zaragoza, hasta que el 1 de junio de 1937, murió a causa de herida de bala; y la de Juan González Moreno, nacido en Arriate (Málaga), también de profesión agricultor y reclutado por el bando nacional, a quien una herida en la cabeza provocó su muerte en un hospital de Jerez de la Frontera el día 1 de agosto de 1938 y fue enterrado en el Valle de los Caídos el 25 de abril de 1964. Rosa Gil, nieta de Pablo Gil Calonge, ha destacado la importancia de que se reúnan las familias de ambos bandos. “No venimos con revanchismo solo a recoger a nuestros familiares y llevarlos a casa”, ha recalcado al tiempo que ha desvelado la ilusión y esperanza de su padre con 82 años. Madrid (España), lunes 23 de abril de 2018. Fotografía: San Lorenzo de El Escorial (MADRID) ESPAÑA, 23.04.2018. Héctor y Rosal Gil Rodríguez, nietos de Pedro Gil Calonge, caído en el bando franquista durante la Guerra Civil, posan hoy en la entrada del Valle de los Caídos. Efe.

Los familiares de los enterrados en el Valle de los Caídos han recibido hoy con emoción y esperanza el inicio de los preliminares de los trabajos de exhumación de los cuerpos.

Este lunes ha comenzado el trabajo previo a la exhumación de los restos de cuatro víctimas de la guerra civil en el Valle de los Caídos, que se presupone que son los de los hermanos Manuel y Antonio Lapeña (Villarroya de la Sierra, Zaragoza) , Pedro Gil Calonge (Castrejón del Campo, Soria) y Juan González Moreno (Arriate, Málaga).

La exhumación de los hermanos Manuel y Antonio Lapeña, procedentes de Villarroya de la Sierra (Zaragoza) y fusilados en 1936 por el bando nacional, está recogida en una sentencia judicial.

Por su parte, una resolución de Patrimonio recoge las exhumaciones de Pedro Gil Calonge, de Castejón del Campo (Soria), de profesión agricultor, que fue reclutado en Soria por el bando nacional y destinado a Zaragoza, hasta que el 1 de junio de 1937, murió a causa de herida de bala; y la de Juan González Moreno, nacido en Arriate (Málaga), también de profesión agricultor y reclutado por el bando nacional, a quien una herida en la cabeza provocó su muerte en un hospital de Jerez de la Frontera el día 1 de agosto de 1938 y fue enterrado en el Valle de los Caídos el 25 de abril de 1964.

Purificación Lapeña Garrido, nieta de Manuel Lapeña y sobrina nieta de Antonio Lapeña, ha explicado que este “histórico día” puede allanar el camino para otras familias que quieran buscar y enterrar a sus familiares.

Ha recalcado también que su padre, que aún vive con 96 años, “está muy mayor y escéptico” ante la situación de los restos de su familia. “Tampoco me creo mucho que no se pueda acceder. Con las tecnología de hoy se puede hacer cualquier cosa”, ha explicado.

Asimismo, ha criticado el “intento siempre de humillar a los republicanos”. “No deberían estar ahí enterrados junto al dictador y en una basílica, ya que muchos no eran religiosos”, ha insistido.

Purificación Lapeña ha explicado que, como en otros casos, en el momento de la exhumación provocará “una emoción y un derrumbe emocional” aunque ha advertido que “queda mucho para eso”.

Por su parte, Rosa Gil, nieta de Pablo Gil Calonge, ha destacado la importancia de que se reúnan las familias de ambos bandos. “No venimos con revanchismo solo a recoger a nuestros familiares y llevarlos a casa”, ha recalcado al tiempo que ha desvelado la ilusión y esperanza de su padre con 82 años.

En este sentido, su primo, Héctor Gil, ha recordado el lago recorrido de estas peticiones “que empiezan a dar resultado y poder terminar con el luto que ha pasado de generación a generación”.

La presidenta de la Asociación de Familiares para la Exhumación de Republicanos en el Valle de los Caídos, ha acompañado a las familias y ha informado que buscan a un miembro de su familia en la zona. “Es una fecha histórica espero que los trabajos progresen y haya más peticiones en el futuro”, ha añadido.

Asimismo, Francisco Mesa, nieto de José y Antonio Cansado la Mata personas que también se encuentran en el Valle de los Caídos, ha destacado que esta acción “es un primer paso para cerrar heridas”.

“En mi caso no hay resolución judicial, pero visto lo visto Patrimonio tiene que abrir las puertas para los que deseamos sacar a nuestro familiares. Es el principio del camino de la esperanza”, ha concluido.

compartir
Share

Deja un comentario

Your email address will not be published.

Noticias relevantes

Videos Hot
Share
Share

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies