Policía detiene finalmente a los violentos separatistas de SEGI: Aiala Zaldibar, Igarki Robles e Ibon Esteban

Captura de pantalla 2015-05-18 19.46.20

La policía regional vasca ‘Ertzaintza’, ha detenido esta mañana a los heredero del terror, los militantes de la filial de ETA-EPPK, la ilegalizada Segi, en lengua regional “Segui”. Se trata de los violentos que estaban en busca y captura por orden de la Audiencia Nacional y que protagonizaron este domingo, 17 de mayo 2015, en la plaza de la Virgen Blanca de Vitoria-Gasteiz la famosa concentración separatista del “muro popular”. Pasado las 9 horas de esta mañana del 18 de mayo 2015, Aiala Zaldibar, Igarki Robles e Ibon Esteban fueron arrestados por la Ertzaintza, tras más de tres horas de operativo contra el muro popular separatista en defensa de la violencia construido por sus cómplices con el motivo de obstaculizar su encarcelamiento. La operación se ha soldado con una veintena de detenidos.

El pasado 6 de mayo, la Audiencia Nacional condenó a siete jóvenes por pertenencia a Segi. Cuatro fueron arrestados ese mismo día, mientras que los otros tres (Esteban, Robles y Zaldibar) han permanecido arropados desde ayer en la céntrica plaza de la capital alavesa. El objetivo de los concentrados, que ayer llegaron a ser alrededor de 1.500, ha sido dificultar las detenciones ejerciendo resistencia pasiva y pacífica a la Ertzaintza. En ese contexto, la Policía autonómica se ha presentado en el lugar sobre las 07:45 en 18 furgonetas, y tras rodear a los concentrados, ha comenzado a disolver el “muro popular” sobre las 09:00. En ese momento, estaba formado por unas 150-200 personas, ataviadas con caretas y pelucas para impedir su identificación.

El desalojo ha sido muy tenso, ya que las personas concentradas han resistido con firmeza y los ertzainas han hecho uso de la fuerza y de sus porras. Cómo consecuencia, varios jóvenes han resultado heridos e incluso algunos han tenido que ser evacuados a un centro hospitalario.

Además de a Zaldibar, Esteban y Robles, la Ertzaintza ha detenido a 11 personas acusadas de agresiones y resistencia a los agentes de la autoridad, motivo por el cual se ha imputado además a varias personas. Tras las detenciones, más de un centenar de personas se han concentrado en una plaza adyacente a la de la Virgen Blanca, para denunciar los arrestos.

<lasvocesdelpueblo y agencias>

Deja un comentario

Noticias relevantes

Videos Hot