¿17 pruebas de acceso a la universidad española?

.En Cataluña estas pruebas muestran unas anomalías muy cuestionables
.Otro conflicto a destacar es que el contenido de la asignatura Historia de España no es el mismo

FOTOGRAFÍA. BARCELONA (ESPAÑA), 08.06.2021. La primera jornada de las pruebas de Evaluación del Bachillerato para el Acceso a la Universidad (EBAU) -selectividad- de un curso con clases presenciales intermitentes debido a la pandemia del COVID 19 y que este año cuenta con 39.775 estudiantes inscritos, se ha iniciado sin incidencias, han asegurado a Efe fuentes de la consejería de Investigación y Universidades. Efe

Redacción.- Lérida (España), jueves 10 de junio de 2021. Junio, julio y en algún caso septiembre, son los meses destinados a los exámenes de las PAU (Pruebas de Acceso a la Universidad) hoy llamadas EBAU (Evaluación del Bachillerato para el Acceso a la Universidad), a los que los alumnos de toda España, que han acabado el bachillerato, se presentan para acceder a la universidad y una vez aprobados poder elegir una carrera universitaria a seguir.

En Cataluña estas pruebas muestran unas anomalías muy cuestionables, por lo que la Asamblea por una Escuela Bilingüe, ha presentado una solicitud urgente de medidas cautelares ante el TSJC (Tribunal Superior de Justicia de Cataluña), para reclamar el derecho del alumno a elegir la lengua en la que quieren desarrollar las pruebas. La sentencia del TSJC ha sido “la lengua oficial está configurada como un derecho subjetivo: El derecho de los ciudadanos a utilizar el idioma de su elección, y a relacionarse con los poderes públicos y la Administración imponiendo su opción, y no a la inversa”.

A continuación ha añadido “Deberán estar disponibles en las tres lenguas cooficiales y se ofrecerá de forma individual al alumno la opción de escogerlos en el idioma oficial que estime”. Así los alumnos serán los que decidirán en que lengua desarrollar las pruebas, ya sea en Español, Catalán o Aranés.

Además de este inconveniente se presentan otros en toda España como: la existencia de 17 modelos de exámenes de las PAU o EBAU, que se desarrollan en diferentes fechas de convocatoria, de tal modo que los alumnos no participan en igualdad de condiciones, sino que en algunos lugares es más fácil que en otros y el nivel de exigencia no es el mismo.

Otro conflicto a destacar es que el contenido de la asignatura Historia de España no es el mismo.

Tampoco debemos olvidar, que con la actual ley de educación vigente o Ley Celaá, los alumnos con 3 asignaturas suspendidas pondrán obtener el título de Bachillerato y presentarse a estas pruebas PAU o EBAU.

Durante la pandemia tanto los alumnos y profesores se han adaptado a una enseñanza-aprendizaje virtual, se han puesto al día sobre la marcha, de forma acelerada, y han conseguido salir adelante.

Ahora con mayor control de la pandemia en apariencia, se presenta ante nosotros una nueva realidad, una transformación digital que nos obliga a plantearnos los siguientes retos:

1. Devolver la competencia de educación al Estado Central.

2. Todos los partidos políticos deben dejar de lado sus intereses partidistas y hacer que la educación sea una cuestión de Estado y no de 17 comunidades con diferentes planes de educación.

3. Incentivar el uso del español como lengua oficial de España y la protección de las lenguas minoritarias.

4. Implantar un único programa educativo y por ende un solo modelo de exámenes de las PAU o EBAU.

5. Realizar una reforma en profundidad en la que deben participar los responsables del ministerio correspondiente y los profesores especialistas en las diferentes materias.

6. Actualizar las programaciones de los diferentes niveles de enseñanza.

7. Modificar las metodologías de enseñanza, que estén acorde a las necesidades del mercado laboral y a los tiempos que vivimos.

8. Promover el estudio de carreras STEM (ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas), sanitarias, humanistas, jurídicas, etc.

9. Incluir de forma obligatoria la formación tecnológica de los estudiantes desde primaria, secundaria y bachillerado, porque pueden ayudar a los alumnos a desarrollar habilidades transversales como el pensamiento crítico, la resolución de problemas, la comunicación y la colaboración. Por ejemplo, estudios de programación, robótica, etc.

10. Formar en educación financiera en las diferentes etapas de la formación educativa.

11. Revisar las programaciones de los futuros profesores, porque de ellos depende la formación de nuestros hijos.

12. Implantar planes de formación continua para los profesores una vez que hayan finalizado sus estudios.

13. Reformar los programas de la Formación Profesional, que respondan a las necesidades del mercado laboral y hacer un sistema de formación profesional dual (estudio y prácticas) en diferentes empresas.

14. Desarrollar las habilidades digitales, el conocimiento de lenguas extranjeras, oratoria, etc.

15. Fomentar el esfuerzo, el sacrificio, la calidad y la excelencia desde la educación primaria.

16. Adecuar los títulos universitarios a las demandas del mercado laboral

17. Fomentar el lenguaje de signos y el uso del braille para los alumnos que lo necesiten.

18. Los padres tienen derecho a elegir la educación de sus hijos y el colegio que consideren conforme a sus convicciones.

“Lo que hoy seas capaz de sembrar, será lo que mañana cosecharás”

Deja un comentario

Noticias relevantes

Videos Hot