El último recurso es la huelga de hambre

.proteger la salud de los ciudadanos no es incompatible con permitir a la hostelería ganarse el sustento con dignidad sin esperar a formar parte de las colas del hambre
.Todos los ciudadanos de bien que puedan asistir el próximo jueves a las 18 horas, bajo el lema “Queremos Trabajar” deben con su presencia, legitimar la reclamación de un gremio que pide lo más noble de la condición humana: “”Ganarse el pan con el sudor de su frente”

FOTOGRAFÍA. BARCELONA (ESPAÑA), 15.03.2020. Primer día del estado de alarma en Cataluña y resto de España. Las calles del centro de Barcelona y plazas importantes de la ciudad condal Plaza de Cataluña, Vía Layetana de Barcelona, etc. y el metro de Barcelona, entre otras zonas, están vacías, como muestran las imágenes. Lasvocesdelpueblo (Ñ Pueblo)

Cuando una persona noble y pacífica se encuentra desesperada e impotente, cuando las circunstancias son totalmente adversas, cuando la violencia no justifica nunca un fin por muy loable que sea, cuando su suerte y la supervivencia de los suyos (una familia numerosa donde hace muchos meses que no entra un euro), depende de la arbitrariedad ajena, no queda otro remedio que el sacrificio propio de la inanición voluntaria, con el fin de despertar conciencias y la consideración de ser escuchado. La reivindicación de los hombres con valores y principios que defienden la justicia contra la ineptitud y la insolidaridad de unos gobernantes caprichosos y egoístas, reside en recabar la atención a los medios de comunicación y a la sociedad autista, para solicitar el apoyo mínimo y la solidaridad para un gremio arruinado y esquilmado.

Nuestro hombre es Eduard Abenójar que preside la Asociación ARONS de hosteleros y ocio nocturno de Salou, es sólo un humilde y valiente emprendedor, como tantos otros que aspira a que le permitan trabajar honradamente, por supuesto que cumpliendo con las máximas medidas de seguridad en covid-19, pero que pueda seguir dando trabajo a sus empleados que también necesitan aportar un sueldo a sus casas. Un ciudadano como algunos cientos que le acompañarán en su protesta, que no reciben compensación alguna por prohibirles trabajar, que no han dejado de pagar sus impuestos y cubrir con abnegación y privaciones sus gastos mensuales (alquiler, cotizaciones, luz, agua), para no cerrar definitivamente sus empresas, ni tan siquiera se quejan de pagar impuestos confiscatorios a unas políticos derrochadores que sólo se preocupan de sus intrigas de poder que mantengan sus pesebres y privilegios.

De lo canallesco que resulta culpar a la hostelería de la propagación del coronavirus, siendo deliberadamente señalados como “chivos expiatorios” culpables sin pruebas científicas que lo corroboren, con sus negocios o medios de vida cerrados, manteniendo la prohibición de poder trabajar algunos de ellos durante más de un año. Estos emprendedores y ciudadanos que van a apoyar esta concentración el jueves 15 de Abril en la capital de la Costa Dorada, quieren dar un toque de atención a los gestores y políticos para que una vez por todas, se cumplan las promesas de ayudas al sector que es clave en el tejido empresarial que crea riqueza en la zona turística. Porque proteger la salud de los ciudadanos no es incompatible con permitir a la hostelería ganarse el sustento con dignidad sin esperar a formar parte de las colas del hambre. Todos los ciudadanos de bien que puedan asistir el próximo jueves a las 18 horas, bajo el lema “Queremos Trabajar” deben con su presencia, legitimar la reclamación de un gremio que pide lo más noble de la condición humana: “”Ganarse el pan con el sudor de su frente”.

Hombres ilustres recurrieron a la huelga de hambre como reivindicación desesperada, desde Gandhi hasta Leopoldo López (disidente de la dictadura chavista), esperemos que los hosteleros no tengan que sufrir el escarnio como los mencionados por la causa que persiguen… sobrevivir a la crisis.

Antonio Morales Sánchez

Deja un comentario

Noticias relevantes

Videos Hot