Yihadistas en Ceuta (España): “Llegará este día lo juro por dios, este día esta muy cerca”

Lasvocesdelpueblo
Policías nacionales detienen a un individuo que formaba parte de una célula yihadista. Archivo Efe.

Efe – Al salir de prisión en junio de 2014, Farid creó un grupo de adeptos al Daesh a los que adoctrinaba a través de Facebook con distintos perfiles y con los que compartía imágenes y mensajes favorables al Estado Islámico, como una foto del Vaticano cubierto por banderas yihadistas junto al comentario: “llegará este día lo juro por dios este día esta muy cerca”. Madrid (España), martes 25 de octubre de 2016. Fotografía:

La célula “se basaba en relaciones de consanguinidad y máxima confianza” y la integraban el presunto líder “ideológico y operativo” Farid Mohammed Al Lal, junto a sus hermanos Mohammed y Yunes; la pareja de hermanos Anwar y Redouan Alli Amzal, y Abdel Abdel Lah Ahmed, según relata el fiscal Daniel Campos en su escrito de acusación.

La Audiencia Nacional empieza a juzgar hoy a seis presuntos miembros de una célula yihadista “con capacidad y determinación de poder desarrollar atentados terroristas en España” y que fue desarticulada en el popular barrio del Príncipe de Ceuta en la operación Chacal, tras los atentados de Charlie Hebdo.

La Fiscalía los acusa de un delito de organización terrorista y de tenencia de armas, y reclama la máxima pena al líder (doce años y medio de cárcel y siete de libertad vigilada) y para el resto, diez años y medio de prisión y seis años de libertad vigilada.

La célula “se basaba en relaciones de consanguinidad y máxima confianza” y la integraban el presunto líder “ideológico y operativo” Farid Mohammed Al Lal, junto a sus hermanos Mohammed y Yunes; la pareja de hermanos Anwar y Redouan Alli Amzal, y Abdel Abdel Lah Ahmed, según relata el fiscal Daniel Campos en su escrito de acusación.

Los seis “tenían preparación, disposición y medios para llevar a cabo acciones armadas en España”, sostiene el fiscal, y para ello disponían de armas, como una pistola Glock 9 mm parabellum, munición, uniformes militares, armas blancas de grandes dimensiones, pasamontañas, guantes de látex, placas de matrículas, grilletes y hachas.

A efectos de seguridad, el grupo adoptaba “notables” medidas como la utilización simultánea de “múltiples” tarjetas y terminales, lenguaje cauteloso y convenido y utilización de canales seguros de comunicación. Además, estaban “en estado de alerta permanente”, advirtiéndose entre ellos de la presencia policial en la Barriada del Príncipe.

Según el fiscal, tras los atentados de París de enero de 2015 contra la revista satírica Charlie Hebdo, el grupo investigado reaccionó realizando pintadas en distintos puntos de Ceuta en apoyo expreso al Estado Islámico y con mensajes como: “Lo de Charlie es poco, el Estado Islámico está de camino”.

El proceso de radicalización del líder comenzó cuando coincidió en la cárcel de Topas (Salamanca) con Mohamed Achraf, condenado por liderar una célula que planeó atentar contra la Audiencia Nacional con un camión cargado de explosivos.

Al salir de prisión en junio de 2014, Farid creó un grupo de adeptos al Daesh a los que adoctrinaba a través de Facebook con distintos perfiles y con los que compartía imágenes y mensajes favorables al Estado Islámico, como una foto del Vaticano cubierto por banderas yihadistas junto al comentario: “llegará este día lo juro por dios este día esta muy cerca”.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

Noticias relevantes

Videos Hot

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies